Friday, March 29, 2019

Dos preguntas sobre la naturaleza búdica y el Samsara




                                    traducido del inglés por Juan Sebastián Hincapié Arana

Pregunta 1: "¿De dónde surgió originalmente la naturaleza búdica dentro de nosotros?
Pregunta 2: “¿Cuándo se produjo el proceso de autoengaño o sufrimiento por primera vez y por qué?

En primer lugar, no importa cuánto nos explique un Buda la naturaleza del universo, la naturaleza de Buda, el Nirvana, etc., mientras nosotros sigamos siendo seres no iluminados con capacidades mentales / espirituales limitadas, nosotros no podemos entenderlo realmente debido a esto el Buda solo nos ofreció algunos consejos o pistas (como las que presenté anteriormente), pero él no podría ofrecernos lo que queremos saber, y no porque él no lo conozca sino porque no poseemos las facultades decuadas ni la madurez espiritual para saber más. Solo imagina cómo puedes explicar una teoría física a un recién nacido o un bebé - no es porque no lo sepas, sino porque el bebé no puede realmente entenderlo en el nivel que se encuentra ahora. Nuestro cerebro o lo que llamamos la “mente” no puede procesar realmente la sabiduría de un Buda que naturalmente sabe todo. Así, solo cuando nosotros mismos alcancemos la Budeidad/iluminación podremos entender todo sobre la naturaleza búdica y el samsara, y todas nuestras preguntas serán contestadas o mejor dicho, no tendremos ninguna pregunta  ya para formular entonces naturalmente lo sabremos todo, y donde  no hay no hay ignorancia, no hay preguntas.
Por eso el Buda insistió en que aquí y ahora deberíamos estar concentrados en seguir el Camino y llegar al Nirvana, como una persona herida por una flecha envenenada; primero se debe urgentemente extraer la flecha en lugar de tratar con teorías como, “¿de qué ave esta las plumas de la flecha’? ¿A quién pertenecía? a ", o" ¿qué tipo de madera se usó al hacer esa flecha?”, y así sucesivamente. 

La mente humana no iluminada es limitada y dualista, por lo que tiene la tendencia a pensar en términos de principio y fin. Pero este, "comienzo y  fin” son solo categorías mentales, nada más. Estas categorías pueden ser herramientas útiles, especialmente para tratar la vida cotidiana, pero cuando lo deseamos. Pero usarlas para entender la naturaleza del Nirvana o el Buda, no son útiles ya más, y más bien pueden convertirse en obstáculos. Así, ya que nosotros no podemos superar la dualidad, es imposible que podamos concebir lo que se encuentra más allá de un principio y  un fin. La verdad es que la mente desea mucho que exista un comienzo, porque esto le da una sensación de seguridad, estabilidad, y algún tipo de comprensión falsa que es, de hecho, un  concepto intelectual, y no un saber verdadero. Debido a que nuestra mente funciona en términos de “principio y final”, podría parecer seguro aceptar la idea de un dios creador. De hecho, la mente humana se siente más segura si envuelve con conceptos familiares al mundo. Entonces, para muchas personas, el asunto es no si "hay o no hay un dios creador", sino más bien, "debe haber un creador", y así harán todo lo posible para aferrarse a la idea de un dios creador.

Volviendo a la naturaleza búdica o Nirvana, a veces el Buda usó descripciones positivas y negativas de eso, para hacernos anhelar la libertad, o  y hacer que deseáramos convertirnos en Budas nosotros mismos, o darnos un punto de partida, pero también señaló que: "El Nirvana está más allá de los conceptos". Esto es para mostrarnos que no podemos aplicarle a estos términos ninguna categoría mental. Así, sin entrar en detalles que son imposibles de comprender con nuestras mentes limitadas, Nirvana o la naturaleza Búdica es el estado de la verdadera libertad, mientras que el Samsara es el estado de esclavitud o de atadura. Eres libre o no eres libre, o en otras palabras, eres ya sea un buda o un ser no iluminado. Ningún dios creó el estado de la esclavitud samsárica y su gran cantidad de reinos (como se explicó en el último subcapítulo), así como ningún dios creó el estado de verdadera libertad. Siendo Increado, el estado de Nirvana/ la naturaleza  Búdica no tiene principio ni fin, así que no podemos decir que vino de aquí o de allá. Solamente sobre las existencias kármicas podemos decir que se crean una y otra vez  por seres no iluminados que son auto-ilusionados /engañados. Pero en cuanto a la pregunta "cuando fue que este proceso de autoengaño o sufrimiento comenzó en primer lugar y por qué "- esta es una pregunta formulada en el sueño por una persona dormida (no-iluminado) que usa categorías del sueño, y con una mente que no conoce la libertad y el despertar, y que será respondida después del Despertar (la Budeidad) o mejor dicho, las preguntas desaparecerán naturalmente una vez se llegue a la iluminación/despertar. Una vez obtengamos la verdadera del sueño samsárico (el Buda significa “el despierto”) ya no habrá más Samsara para nosotros.

Esto es similar a la experiencia cotidiana de cada mañana cuando despertamos de un sueño y nos damos cuenta que el sueño no era real, mientras que el estado del despertar siempre estuvo presente, o la naturaleza búdica siempre estuvo ahí. Esto significa que el sueño era creado por nosotros y nuestras emociones mientras que el estado del despertar (Budeidad/Nirvana) es no-creado.  Aquello que siempre está ahí, increado y sin cambiar es esta realidad-cuando-despierto o la naturaleza búdica



0 comentarii:

NEW poems by Gansen John Welch